EP: Sauna Heat – “Sharkbait”


a0159376449_10

Tenemos al vato que ya se fumó dos porros y que ha tomado cerveza toda la noche, sumergido en un cuarto sucio rodeado de gente conocida pero a la vez totalmente extraña para mí, lo escucho decir “Es que wey, fíjate: la pinche música es como el porno. Ves un pinche video amateur y lo sientes real, dices: –puta, podría ser yo– Y eso te excita. En cambio, ves un video con una producción de cientos de dólares, luces acomodadas, tetas acomodadas y un chile de “este” tamaño, dices: –no mames, qué puto falso es esto–”

Ahora bien, no defiendo del todo esta postura, pues pienso que el talento, haya el nivel de producción que haya detrás de él, es fiel y real cuando éste realmente existe. Si no se tiene, pues ni cómo.

Sin embargo, lo que parece un discurso absurdo que sólo pretende hacer reír a la gente que lo escucha para concluir con un “Ya no fumes más wey”, tiene su lado cierto. Vaya, que ese tal vez sea uno de los factores por los que nos encanta el lo-fi. Lo sentimos real y hasta cierto punto alcanzable, nos transporta a la escena e imaginamos claramente al exponente en vivo. Es puro y fiel y te muestra las cosas como son sin ocultar nada.

De tal manera, que el EP de Sauna HeatSharkbait“, publicado a principios del mes de Noviembre, es un excelente ejemplo para sustentar lo ya dicho. La agrupación americana siempre ha sido una de mis propuestas lo-fi/punk favoritas. Sumergidos en los mares del garage pop y la suciedad, en “Sharkbait” nos regalan cuatro piezas honestas y revoltosas, que desde su comienzo con la canción del mismo nombre que el EP, pareciera que es grabada desde un ensayo. Se escucha una ligera reverberación y un grito “One, two, three, four!” que explota una mezcla de guitarras sucias, baterías a un compás desenfrenable y gritos por doquier. La fiesta ya comenzó y no veo donde termine.

Sin bajar los ánimos, “Tender Love and Hair” comienza tras unos segundo de silencio con guitarrazos parecido a unos The Hives tempraneros. En dicho tema, podemos escuchar que la edad de los parches del baterista es ya avanzada, pero que esa no es excusa para castigarlos a la par de los platillos.

Por último, llegan “You Got Me” y “Northern Fool“, utilizando la misma fórmula que los primeros dos temas del EP donde ninguna canción sobrepasa los 3 minutos. La verdad, no podría llamar a éste un trabajo ingenioso, pero su esencia es pura y fiel al momento, refleja a un grupo de jóvenes desenfrenados disfrutando sus años de juventud y grtiándole a sus problemas de adolescentes. Además de que estoy seguro la pasaría mejor en una presentación de Sauna Heat donde casi se caiga el lugar que en un concierto con una producción de decenas de miles de pesos donde al artista sobre el escenario le importa un carajo la gente que está abajo de él.

Porque la pasamos bien, la fiesta no ha terminado, la cerveza sigue fría y aquí… aquí somos honestos, fieles y de baja fidelidad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s