Festival Ceremonia


El pasado 14 de Septiembre, el Centro Dinámico Pegaso en la ciudad de Toluca, albergó la primer edición del festival Ceremonia, al que como principal atracción, llegaba la primera y ansiada (ya por varios años) visita de Animal Collective al país.

Fuimos invitados como medio de prensa por primera vez en la historia de esta página. Sin mas, decidimos tomar los pases de acreditación y vivir el festival desde la perspectiva de un asistente normal, porque si bien teníamos una pulsera que nos daba acceso a tomar fotografías de más cerca y con espacio, creemos firmemente que no se puede contar la experiencia de un festival si no se viven factores como el llegar puntuales para ver a tu banda favorita, el sofocarse de gente, sentir la lluvia entumir tus piernas y pensar que éstas dejarán de sostenerte en cualquier momento. Simplemente nos parece imposible y hasta cierto punto falso, contar cómo fue un festival visto desde una zona de prensa (o tal vez seguimos muy chavos).

IMG_0675

Arrivando al festival. Expectativas: más altas que las tarimas del Lollapalooza.

Arribamos a la sede del festival junto a 43 integrantes más de la familia salvaje quienes viajaron en el tour que organizamos, nos refrescamos un poco y estiramos las piernas después de un viaje de casi 4 horas, para poder entrar al recinto y presenciar la primera banda que sería Mentira Mentira. Donde sin quitarle mérito a su capacidad musical y a esas guitarras estridentes acompañadas de gritos todavía más agudos; creemos que la inmensidad del escenario Ceremonia y la lluvia que desde comenzando el festival ya azotaba a los pocos asistentes que se acercaron para ver el show de cerca, no dejaron disfrutar de una presentación que sin duda alguna se apreciaría mucho mejor desde la barra de un bar pequeño donde la luz es opaca y la cerveza barata.

Más tarde fue el turno de Little Jesus para subir al escenario, donde para su suerte la lluvia cesó por unos instantes y hasta podríamos jurar haber sentido algunos rayos del sol sobre nuestras nucas. Los de la capital saludaron a un par de amigos en el público y comenzaron a tocar lo que es uno de los sets más dinámicos y completos del circuito hoy en día. Su tropipop contagió al respetable número de gente que se juntó para verlos y puso a bailar a todos los asistentes presentes, quienes aplaudieron cada canción y hasta corearon su sencillo “Azul” a todo pulmón.

IMG_0539

Little Jesus dando cátedra de tropi-pop

Después nos movimos por única vez del escenario principal para encontrarnos con Yesco, un prolífico compositor de la capital que con un variado set repleto de dance, funk y synth-pop, acompañado de hipnóticos visuales, sacó nuestros mejores-peores pasos de baile sobre el todavía existente pasto (ya verán de qué hablamos).

IMG_0548

Yesco y los visuales más halucinantes

Corrían las 4:35 y estábamos listos para peregrinar hacia el escenario Ceremonia, donde cual sedentarios que somos, nos asentaríamos por el resto del festival. Queríamos vivir de cerca la experiencia XXYYXX-Toro&Moi-PurityRing-NicholasJaar-Animal Collective, pero para eso, había que hacer un pequeño sacrificio: ver a Simpson Ahuevo. Bastó con una canción para darnos cuenta que Simpson no era Ahuevo sino de Dehueva, así que nos fuimos a dar el roll y descansar para lo que esperábamos, sería una noche épica. Nos alimentamos de los deliciosos platillos que ofrecía la camioneta de Don Kebab y volvimos  al escenario Ceremonia para presenciar el set de Centavrvs, quienes nos presentaron una propuesta electrónica que conjugan con música regional mexicana, y aquí es donde las opiniones se dividieron: una parte del público disfrutó de un set lleno de sampleos representativos de la tradición nacional inmersos entre los sintetizadores y el acordeón de una agrupación que supo manejar la presión de otra parte del público que clamaba porque llegara de una vez por todas el set de Marcel Everett. A final de cuentas, Centavrvs es una propuesta mexicana que lo hizo bien y que busca mantener vigentes ciertos motivos nacionales trasladándolos a la escena electrónica.

IMG_0566

Centavrvs y su eclecticismo musical

Pasaron 20 minutos y fue entonces cuando XXYYXX hizo su aparición ante un público que empezó a bailar con mucha energía la música que tan a corta edad lo ha llevado a estar en estas instancias. El set empezó siendo uno de los más dinámicos del día, sin embargo, fue yendo de más a menos debido al constante y repetitivo beat del que el muchacho abusó. En cierto punto, pareciera que no cambiaba de canción y se resignó a soltar un drop que la gente quedó esperando desde que comenzó su set, haciendo que en un punto el público estuviera cansado del show un tanto repetitivo. Marcel demostró que lo suyo no es la interacción con el público, y eso fue un factor para que poco a poco la gente también se fuera enfriando.

IMG_0575

XXYYXX sin visuales y uno de los actos más esperados del festival.

La noche fue cayendo sobre nuestras cabezas, y cual pintura de Van Gogh, se volvió completamente estrellada, haciendo del festival algo más que una interacción auditiva, si no multi-sensorial, la cual fue más latente en los últimos momentos de este, sobre todo en la tocada de Animal Collective, la cual será discutida más adelante.

El momento había llegado, estábamos entusiasmados y no dejamos que un concierto como el de Simpson Ahuevo nos detuviera. Chaz Bundwick subió al escenario y con ello nuestra adrenalina, en verdad habíamos esperado mucho tiempo para ver uno de los actos y proyectos más hablados de los últimos años, Toro y Moi. 13 canciones bastaron para hacer bailar a un público que entre el calor y la naciente luna, se mostró fascinado con las vibras funk de la banda, que conforme pasaban los minutos nos quedaba claro que hasta el momento, había sido el mejor acto del festival. ¿Los momentos cúspide? Sus sencillos, canciones como “Still Sound” o “Say That” volaron nuestras cabezas, así como “New Beat”, “High Living” o “Go With You”.

IMG_0586

Toro & Moi rompiendo madres en el escenario y haciendo bailar a todos los asistentes

El frío ya no era una variable y Chaz y compañía se despedían de su público. No teníamos pensado movernos de ese escenario por el resto de la noche y es que estábamos seguros, faltaban los mejores actos. Purity Ring subió al escenario.

No sabíamos qué estaba pasando, los agentes encargados de logística estaban montando lo que parecía ser unas especies de panales que jamás habíamos visto. Pensábamos que estos panales eran parte de la escenografía y así lo fueron, pero lo que no sabíamos es que servían como faroles con luces que cambiaban de tonalidad de acorde al espectacular concierto que enseguida comenzaba. El dueto canadiense salió a presentar su más reciente disco Shrines, una genialidad electro-pop del 2012. Megan James y Corin Roddick fueron la sorpresa del festival, en verdad no esperábamos ver un show tan asombroso, y es que el la escenografía era perfecta. Además, Corin, mente maestra del proyecto, contó con un instrumento poco usual. Algo así como la combinación de un teclado y una marimba, diversos “panales” que servía como secuenciadores de diversas tonalidades previamente programadas que, al ser golpeadas con una baqueta, emitían sonidos de otro planeta. Muy cabrón ese pedo.

IMG_0611

Purity Ring, el caballo negro de la noche

Bajando de la nave espacial que abordamos con Purity Ring, fue turno de Nicolas Jaar de subir al escenario. Dicho set, era uno de los más esperados por el ya gran número de asistentes reunidos. Sabíamos qué esperar, utilizábamos como referencia el set de Nicolas Jaar en el Boiler Room y se auguraba una presentación mística de Deep House Minimal, sin embargo, lo que no esperábamos fue una ola de visuales que azotó contra nuestros ojos al momento de terminar el intro del set. Hipnotizantes y casi palpables, hacían que te sumergieras en ellos y en ciertas estancias te obligaban a dejar de lado la música de Nicolas Jaar que en ciertos momentos fue lineal y predecible. Eso sí, las veces que estos dos factores se combinaban, dibujando la silueta de Nicolas bailando en el fondo, era imposible no bailar y sentir un poderoso beat que retumbaba sobre el pecho como una onda vigorosa. Jamás hemos estado bajo el efecto del LSD, pero gracias a dicha presentación, como que ya sabemos por donde va la cosa.

IMG_0614

Nicolas Jaar y su esperado “live set”

El fuerte viento de la noche estrellada batallaba con secar nuestras mojadas prendas, el set de Nicolas Jaar había terminado y estaba por llegar el momento deseado, un sueño y una promesa que nos hicimos el mismo día que descubrimos una de las bandas más legendarias de lo que quieras llamar. Pop Psicodélico, weird folk, experimental, ambient y un sin fin de sub-sub-sub-categorías que no terminan por encajonar un escurridizo colectivo de animales. Animal Collective, que desde la década antepasada ha cautivado nuestros oídos y derretido nuestros sesos con una gran variedad de lanzamientas que escapan de cualquier pretensión y que buscan más que nada la experimentación con los sonidos, el jugueteo con cualquier aparato que sea capaz de producir un sonido.

Nunca habían venido a México, habíamos escuchado un centenar de opiniones acerca de sus presentaciones en vivo. Expresiones de todo tipo, tan fatalistas como lo que hicieron en la edición del 2011 en el Coachella, que según afirman asistentes, el set fueron más sonidos ambient que canciones, así como positivas extremistas: “el mejor show de mi vida”. La verdad es que llegamos con las más altas expectativas, listos para recibir lo que fuera.

Después de media hora para acomodar el mejor escenario que hemos presenciado en un concierto (ver foto), salió Avey Tare y compañía.

IMG_0625

Sonaron los primeros segundos de “Applesauce” y no pudimos mas que reventar de alegría, los integrantes se notaban seguros, totalmente alucinantes y cubiertos por hipnotizantes visuales que no hacían más que succionarnos por un vórtice de psicodelia. Siguió la legendaria canción de Feels “Did You See the Words” y con ella más de su último lanzamiento Centipede Hz. No podíamos creer lo que estábamos presenciando, era como si no tuviéramos ningún segundo para respirar, ninguna base para aferrarnos o algún compañero estático para caer desmayado. Todos estaban en sintonía y a la misma frecuencia. No fue hasta que interpretaron “The Purple Bottle”, que nos dimos cuenta que estábamos viviendo una de las experiencias más memorables de nuestras vidas. Jamás pensamos que tocarían tan hermosa canción y así lo hicieron. Las primeras notas sonaron y un círculo se abrió a nuestro alrededor, de pronto, estábamos en una especie de slam donde los golpes y empujones habían sido transformados en abrazos y bailes poco ortodoxos que activaron nuestros sentidos y una sonrisa del tamaño de su discografía. Todo era perfecto, no podíamos pedir más o eso fue lo que pensamos, ya que la última canción que interpretaron fue “My Girls”, el sencillo que los consagró y los llevó a la listas de lo mejor del año. Era impresionante escuchar a todos los asistentes coreando y bailando contentos al ritmo de I just want four walls and adobe slats for my girls!

El set había terminado, Animal Collective se despidió y con ello (o al menos para nosotros) el festival Ceremonia, y es que nuestra energía había sido drenada, no podíamos movernos en medio de tanta gente y decidimos que en vez de ir a ver a Justice, iríamos a recapitular lo sucedido.

Así fue como terminó el festival Ceremonia, una celebración que prometía ser realizada en un edén, y que sin embargo no fue así, pero que los organizadores se las arreglaron para llevarnos las mejores propuestas de los últimos años. Estamos muy agradecidos por haber sido videntes de uno de los mejores conciertos de nuestra vida y esperamos con ansias una segunda edición, con una mejor cede y la misma organización.

IMG_0528

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s